Blogia
Poesía y Macarrones

FAREWELL PUTO PSYCHOTROPIC WEEKEND

Como mi compadre Jota se casa el próximo 18 de noviembre, esta tarde nos vamos de despedida de soltero. Lo que ocurre es que no puedo contar nada porque tanto el sitio al que vamos, como el número y los nombres de los asistentes, como la duración del viaje, como las actividades de ocio y esparcimiento que vamos a realizar son información clasificada, y me imagino que este hombre estará metiendo la nariz por el blog, a ver si se me escapa algo. Jota, si estás leyendo esto: una cosa sí te digo, que es que nos vamos a hinchar a beber. Date por satisfecho con este adelanto.

Recuerdo con horror mi propia despedida de soltero. La situación más bizarra de mi vida: por un cúmulo de infortunios, acabé enseñándole el ciruelo a unas treinta chicas que me jaleaban. Primero, la stripper contratada no pudo asistir y la tuvo que sustituir otra que estaba especializada en sado-maso (antes de arrancarme la ropa interior me roció de cera de vela derretida y me rascó todo el cuerpo con un cuchillo de carnicero). Después, debido a no sé qué compromiso, tuvimos que compartir el salón con una despedida de soltera. Uf. Pero bah, en su momento hasta me reí, sabe dios la de sustancias que había consumido ya a esas tempranas alturas de la noche. Qué diablos.

Pero mi venganza está cercana, je je je je je. Je je je je je.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres